Vídeos Comicos "Les Luthiers"

Loading...

jueves, 26 de junio de 2008

¡Adiós David...!

Anoche (25/06/08), y por azares del destino, me aprestaba a llamar a una persona, la intención se desvió hacia un antiguo compañero universitario, cercano, que compartió con muchos amigos de la “camarilla” en diversas oportunidades fuera de las aulas de la Universidad Estatal de Santa Cruz de la Sierra (Bolivia).

Pues tras una llamada telefónica a su domicilio, me atendió su madre:

- ¿Hola?
- Buenas noches, ¿se encuentra David?
- Mmm… ¿David?
- Sí.
- mmm… ¿Ud. no sabe nada?
- No – totalmente extrañado- ¿qué pasó?- suponía algo grave o en su defecto que se había marchado del país.
- Yo soy su mamá – me responde con voz pausada e hilvanando sus palabras en su mente.
- ¡Ah! ¿cómo está? – le pregunto por pura cortesía esperando ansioso me despeje la duda que se había tejido en mi mente.
- … él falleció hace un año.

Obviamente, quedé completamente frío... como un baldazo de agua helada en la nuca. Me tomó varios segundos caer en cuenta y hacerme la idea, fugazmente, que uno de mis mejores amigos ya no estaba con nosotros. Un trece (13) de Junio de 2.007 la Divinidad se lo llevó… luego de un ataque de “meningitis” (fiebre incontrolable que termina ocasionando daños severos a nivel cerebral).

La ironía se sostienes, y de la que me podrían preguntar, si es que era uno de mis “mejores amigos” ¿cómo no supe nada de él en un año? ¿Dónde estaba yo hace un año atrás? ¿qué hice en todo este tiempo para no saber nada de mi “amigo”? ¿Es así como se tratan a los amigos en vida? Y ahora que no está aquí ¿recién me acordaré de él y lo llevaré en la memoria? No es justo o no es ético… no tengo muchas palabras para describir este desaire cometido por mí…

En estos últimos días me he venido realizándome una cuestionante a mí mismo… ¿es mejor vivir la vida tranquilo, sin apuros, poniéndome colonia sólo para asistir a fiestas en fechas especiales o es mejor echarse esta colonia todos los días creyendo que cada día es tan importante como el anterior o el siguiente o como si fuese el último?

A partir del anterior artículo (post) que escribí (SAW), estoy tratando de ver la vida de otra manera, tratando de disfrutar lo mejor que puedo y si debo sufrir o lamentarme por algo sólo hacerlo en ese día y no “cocinarme el cerebro” en los días posteriores.

Hice la promesa mental de, por lo menos, visitar su tumba, aunque sé que él no mora en un camposanto, pero lo haré sólo en esta ocasión (aún yendo en contra de mis principios filosóficos) y ojala alguno de mis amigos, que lea este afligido artículo virtual, que lo haya conocido en su momento. De hecho, terminé yendo al "Parque del Encuentro", lugar de su última morada (terrenal) en compañía de Edmundo y Aníbal, dos de sus, también, buenos amigos, en una confusa y jocosa indicación por la dirección exacta, quizás como lo hubiese disfruta el mismísmo David (según Aníbal).

David Román Algarañaz, un viejo amigo que conocí a mediados de octubre de 1.999 en la materia de “Psicología Industrial y Social”. Famoso y privilegiado por tener una oído muy fino al momento de escribir centenares de letras de canciones en inglés, sin haber pisado algún instituto de idiomas o haber estado en un país de habla inglesa. De ingenio veloz en las charlas sociales cotidianas que se convertían en humor y bufonerías (muchas veces sin sentido), como cuando escribió su magna obra titulada “Pueblo Depravado II”, en la que dejó volar su imaginación mezclando una serie de personajes diversos tales como Don Sinforoso, Snoopy, el Correcaminos, Pedro Picapiedra, Depredador y otros más. Estudiante como cualquier otro, egresado de la carrera de Economía, y pretendía seguir la carrera de Derecho, gracias a los trabajos que decía realizar junto a su tía en el Palacio de Justicia.

Sólo me queda despedirme de ti y "lo siento, viejo” … por no acordarme de vos antes…

"Quietos yacen los restos entre los jardines, mientras el alma vuela a la voluntad de la Divinidad"


¡PAZ EN TU TUMBA DAVID!



lunes, 9 de junio de 2008

SAW (Juegos Macabros)

El fin de semana pasado, gracias a que contaba con algo de tiempo disponible, tuve la oportunidad de disfrutar de 4 películas realmente escalofriantes, la serie completa de SAW (Juegos Macabros). Me he convertido en un crítico del cine y son muy pocas las películas que realmente han atrapado mi interés por continuar viéndolas, de algo más de 20 películas, sólo esta secuela de 4 filmes han aceptado mi venia en cuanto a trama, actuación, efectos y otros factores que llevan a dar la sentencia de “buena” o “mala”. En este caso obviamente la respuesta ha sido positiva.

Estas películas dirigidas por James Wan desde 2004, muestran víctimas elegidas por una siniestra mente trastornada, John Kramer, conocido Jigsaw (el rompecabezas) que a base de juegos (macabros) trata de que ellas mismas se liberen de sus pecados o errores para encontrar la “salvación” más que física, espiritual. En una trama completamente desconocida desde que empieza el primer fotograma hasta el último deja con finales sorprendentes y con 100 % de suspenso al borde de la silla. Sin duda la mejer secuencia de películas de terror.

Lo irónico de estos filmes es que a pesar de lo sangriento cuya orientación tiene el hecho de disfrutar de la muerte lenta y con sufrimiento, es que da un mensaje para cambiar radicalmente la vida. Uno tiene la decisión de empezar a girar el rumbo de su vida sin esperar que la muerte se aproxime. Es usual que las personas al borde de la muerte recién se arrepientan, pidan perdón a gritos y llorando, suplicando como si sintiesen el mismo infierno a sus pies. La idea disfrazada del horror es no llegar a ese extremo y virar el sentido de nuestra existencia, tratando de sanar nuestros pecados (sin tomar en cuenta la existencia o no de la Divinidad).

Cuando cae un familiar enfermo de gravedad o le ha sucedido un accidente que lo pone al borde de la muerte es cuando nos acordamos de la superioridad (en la mayoría de los casos) del ser Divino superior al Hombre. Allí está uno de rodillas implorando, realizando promesas a cambio de la sanación o salvación de la muerte, pasado esto… todo vuelve a la normalidad, el materialismo se apodera nuevamente de forma gradual de la conciencia del Homo Sapiens.

Debatía el otro día con una colega que afirma que cada vez que sale de su casa reza o pide por su casa o que le vaya bien, esto lo realiza porque “siempre es bueno hacerlo”. Es decir “por si acaso”, como diciendo “no voy a perder nada si lo hago”, ¿es así? Invocamos a la Divinidad por cosas materiales…. Quizás es muy extremo comparar pero así empezó la historia bíblica de Sodoma y Gomorra, que empezar utilizando dioses para la fortuna, la buenaventura, etc. Quizás lo más atinado es decir las sabias palabras del Christo “… dad al César lo que es del César…” (lo demás ya lo saben uds.).

Hoy mismo tienes un minuto para mirar en retrospectiva y decidir tú mismo si lo que has estado haciendo y aún continúas realizándolo lo seguirás haciendo o puedes tomar la gran decisión de CAMBIAR… “la gente no le teme al cambio sino a cambiar uno mismo”, esto va más allá de cualquier tinte religioso.

Tú decides…como dice Saw, ¿estás dispuesto a quedarte como estás y morir con larga agonía o intentar salvarse a través del sufrimiento para obtener la salvación?

martes, 3 de junio de 2008

... habla Rosa Madeley

-… tengo una llamada en la línea… hola, ¿cuál es tu nombre?
- Rosa Madeley.
- Hola Rosita, ¿cómo estás?
- Bien, ¿me podés poner una canción?
- Claro, ¿cuál me vas a pedir?
- …

Ese es el comienzo de una plática entre el locutor de una conocida radioemisora de Santa Cruz (Bolivia) y una fiel oyente y participante activa de la radio, quien ha logrado posicionar su nombre en el “ranking” de fans de la radio, a base de las frecuentes llamadas telefónicas para solicitud de sus canciones predilectas y el saludo infaltable al mercado “Las Pampitas”.

El día domingo 01/06/08 me disponía a realizar una entrevista, acordada un día antes, a Rosa Madeley, una joven aún desconocida para el ojo humano para muchos, pero no así para el oído de los radioescuchas de la ciudad. Sin embargo, a último memento decidió declinar para ser entrevistada, ¿el motivo? lo desconozco…

Empero, ello no me detuvo para conocer el tan “famoso” Mercado de abastecimiento popular “Las Pampitas”, ubicado en una zona periférica de la ciudad de Santa Cruz. Como cualquier mercado del que uno está acostumbrado a realizar sus compras. No me llamó la atención en cuanto a su diversidad o el precio de venta de algunos artículos.

Valiéndome de ciertos datos que manejaba y siguiendo mi razonamiento, podría asegurar que pude saber quién es la tan “escurridiza” Rosa Madeley, posiblemente en un puesto de venta de calzados en el que se escuchaba una radio con música del género Reggaeton. La entrevista giraba en base a quién es realmente esta jovencita oyente y participante de la radio, y sobretodo como cree que es ella misma percibida por los demás oyentes.

De todas maneras, a pesar de no haberla conocido personalmente, fue interesante conocer en qué medio se desenvuelve esta señorita, “fan nº 1 de la Radio” para dar una idea de qué factores han moldeado su personalidad, carácter y personalidad.

Fue un gusto haberla oído y seguiremos escuchando la radio… saludos Rosa Madeley

lunes, 2 de junio de 2008

Dos SI Autonómicos más

Según datos aún no oficializados, estos serían los resultados de las votaciones en los referendums en los departamentos de Beni y Pando (en Bolivia).